felipe cutillas turpin

Con tus protestas, lleva propuestas

Con tus protestas, lleva propuestas
Esta es una cita que escuché a Javier Rivero-Diaz, autor de “Siete hábitos…” (twitter: @javierrivero). Dijo que la presentó a un concurso y que ganó el primer premio.
 
¿Qué significa “Con tus protestas, lleva propuestas”?
 
Hay personas que se quejan de casi todo. Y hay alguna otra que se queja sólo con razón. Una buena fórmula para discernir unas de otras es preguntarles, ante su protesta: ¿qué debería hacer? ¿cómo pretendes que lo solucionemos?
El quejón compulsivo responderá algo del tipo: “ah, yo no sé cómo quieres arreglarlo, no es mi problema, pero solucionado!” o una frase de ese cariz.
Sin embargo, si la persona está dispuesta a presentarte un plan B, a sugerirte una solución, es evidente que estamos más cerca d de la solución.
Visto desde el otro lado, desde el lado del que protesta, si ofrecemos una solución a aquello que no nos ha gustado, estamos preparando la situación para que mejore en nuestro favor. Habremos facilitado el hallazgo de la solución a la persona que debería proporcionárnoslo, con lo que es muy posible que esta acceda a darnos aquello que estamos proponiendo.
 
En definitiva, si existe un conflicto que puede convertirse en un foco de problemas para ambas partes, debemos denunciarlo, por supuesto. Pero si con esa denuncia llega una propuesta de paz en forma de solución a dicho conflicto, será más fácil para todos.